Sobre los 5 ejes en que se apoya la comunicación interna de 360º: entorno, marca, cultura corporativa, conocimiento compartido y comunidades virtuales.

Comunicación interna 360º

¿Sobre qué temas comunicar?

Las empresas son grandes equipos o por lo menos, deberían serlo. Como entidades tienen una misión única, aunque estén organizadas por divisiones, departamentos y/o unidades o  áreas. Todos sus miembros necesitan coordinar acciones, demostrar compañerismo y comunicarse de forma continua (con asertividad y empatía)  para alcanzar los objetivos esperados.

Sabemos que en la gestión de la comunicación interna, el diálogo interno debe ser fluido y realizarse de manera constante.Esta fluidez demanda a los responsables de comunicación interna,  detectar oportunidades informativas, generar conversaciones, agendar temas, para conectar con otros colaboradores de forma rápida y oportuna. Pero,  ¿sobre qué dialogar?, ¿cuales son los temas que se puede y conviene tratar?

comunicacion interna 360_

Desafíos de la Comunicación interna de 360º

Siguiendo el modelo de Comunicación propuesto por Fernando Véliz  acerca de la Comunicación 360º, las responsabilidades  informativas  del profesional de la comunicación interna giran en torno a los siguientes ejes:

  1. Entorno
  2. Marca
  3. Cultura corporativa
  4. Conocimiento compartido
  5. Comunidad comprometida

Entorno empresarial. La comunicación interna puede girar sobre lo que pasa fuera, en el mercado, con los clientes, con la competencia, informamos por ejemplo, sobre  los avances tecnológicos. El entorno del negocio, puede ser general (marco global, factores que afectan a todas las empresas) y específico (factores que influyen en un grupo de empresas pertenecientes a un mismo sector)

Este tipo de información, tiene como objetivo,  mantener informados al personal sobre los factores que están afectando a la actividad y actualidad empresarial.

Marca. También, conviene contar al personal  todo lo relacionado con la marca del negocio: imagen corporativa, RRPP, las acciones realizadas en las redes sociales, las notas de prensa facilitadas a  los medios de comunicación, acerca de  las campañas  publicitarias, acciones de fidelización  de clientes, sobre  el patrocinio y mecenazgo,  acerca del lugar, relevancia y posicionamiento que ocupa la empresa en su sector.

La divulgación de esta información, tiene como finalidad,  fortalecer la imagen corporativa, promocionar la marca interna ante el personal para convertirlo en el principal embajador de la empresa en el exterior.

Cultura Corporativa.  Tratando este tipo de información recordamos al personal los valores, la misión, la visión (quienes somos y hacia dónde vamos), ponemos en valor la necesidad de actuar y de comportarnos en coherencia con los credos institucionales o corporativos. Se trata de persuadir y recordar que la identidad corporativa corresponde a todos, a cada colaborador, a cada área, a cada equipo.

Este tipo de información, tiene como finalidad,  vender el proyecto compartido, educar y recordar la importancia de salvaguardar la marca del negocio, entre todos.

Conocimiento compartido.  En una cultura de conocimiento y experiencias compartidas  es  relevante  la labor del líder de cada área, para detectar talento y gestionarlo. El líder, necesita escuchar, formar y crear unión en su equipo, es de su competencia comunicarse  de forma individual y colectiva, con cada uno y todos de sus integrantes, a través de la entrevista de desempeño, reuniones, etc..

El líder debe procurar romper  las barreras que impiden a sus colaboradores  participar, su  objetivo debe ser conseguir unión, un clima de confianza en  la expresión de opiniones y aportes. La confianza, es la condición necesaria para  la mejora continua y la innovación.

Construir  una comunidad digital.

Podríamos definir una comunidad digital como aquella unión o grupo de usuarios unidos voluntariamente por un fin común, que conlleva un nivel de compromiso por parte de cada usuario integrante de la misma conformándose relaciones particulares entre ellos además de una organización jerárquica.

La empresa, debe ser una gran comunidad, consciente de su proyecto empresarial. Su competitividad depende del aporte y de la suma de todos sus talentos. En este sentido, debería aspirar a consolidarse como una gran red, una comunidad comprometida con la excelencia y la participación, reto que se puede conseguir con algunas iniciativas, como por ejemplo: midiendo el clima interno, de manera periódica, y creando una cultura digital, esto es, utilizando el gran potencial que ofrecen las redes sociales e internet.

La información sobre la comunidad de personas que integran la empresa, en su aspecto social, profesional y humano, pretende que todos se conozcan y, trabajen con sentido de compañerismo, en armonía, apoyados por las nuevas tecnologías. Este tipo de información, permite crear puentes, establecer relaciones positivas, generar lazos de asociación, negociación y acuerdos.

Conclusión:

La comunicación interna de 360º, además de ser constante, necesita ser  eficaz. Cuando se consigue esta condición,  la información y el conocimiento compartido fluyen  gracias al feedback; hay aportaciones,  las mismas que permiten mejorar la toma de decisiones, la integración  y el compromiso personal.

Fuente  consultada

Veliz F (2006) Cambio de mirada en las organizaciones: comunicación 360º. Revista Latinoamericana de Comunicación Chasqui.

Comunidades digitales