Sombrero Blanco

El trabajador a través de la historia

CONTRARY TO POPULAR

Let's intro your website here. Ut hendrerit sem ut dolor commodo, at dignissim lectus sagittis. Nam pharetra convallis elit, in mollis diam fermentum pharetra. Praesent risus nibh, aliquam non ornare sed, posuere sit amet neque. Nullam in ipsum nisi.

Visit Website

CONOCER

En este post me pongo el sombrero blanco de Edward Bono para resumir la evolución del concepto trabajador desde la prehistoria hasta la revolución tecnológica.

sombrero-blanco

 

¿Conoces la evolución histórica del trabajador?

El trabajador a lo largo de la historia, no ha sido bien valorado en su dimensión humana, ni laboral. Su valor como persona y profesional ha dependido de las circunstancias históricas, sociales y políticas de cada país y continente.

Evolución del trabajador en la historia de la humanidad

El concepto trabajo y trabajador ha ido evolucionado, así vemos que a lo largo de la historia el trabajador se ha encontrado ante diversas circunstancias.

Todo evoluciona: De la recolección a la automatización 

A modo de resumen, las edades de la historia son las siguientes:

Prehistoria: Abarca desde el origen de la humanidad ,  2 o 3 millones de años antes de Cristo, hasta que se inventó la escritura

Edad Antigua: comienza con la aparición de la escritura y termina con la caída del Imperio Romano en el siglo V después de Cristo.

Edad Media: desde el siglo V hasta que los españoles descubren América, en el siglo XV , en 1492.

Edad Moderna: desde el XV hasta que se da inicio la Revolución Francesa.

Edad Contemporánea: desde el XIX hasta la actualidad.

 

Prehistoria. En esta etapa el trabajo era una forma de subsistencia, los hombres se reunían y se organizaban para recolectar, cazar, pescar y subsistir.

Para las culturas antiguas el concepto del trabajo y trabajador fue diferente. Así por ejemplo,  en Grecia, el trabajo intelectual estaba en manos de unos privilegiados los nobles y el trabajo manual lo realizaban los esclavos y los metecos. En el Imperio Incaico el trabajo esta organizado y repartido  entre sus habitantes, ya que en la mentalidad de esa civilización el trabajo era considerado como una obligación moral  y un deber, como consecuencia, la ociosidad era severamente castigada. Existía un código de conducta con 3 valores que se hacía cumplir: ama sua (no seas ladrón), ama llulla (no seas mentiroso) y ama quella (no seas perezoso).

Edad Antigua.(siglo V) En esta época se formaron jerarquías que servían los intereses de los reyes. El trabajo manual lo realizaban los esclavos quienes dependían de sus patronos.

Edad Media. (siglo XV)  La economía se basaba en la agricultura, cuyas tierras pertenecían a los señores feudales, siendo los campesinos quienes las trabajaban.

Edad Moderna (siglo XVIII) La economía inicialmente estaba basada en el trabajo manual, se trabajaba en pequeños talleres.

Edad Contemporánea: desde el XIX hasta la actualidad. La humanidad ha experimentado fuertes cambios sociales y conseguido mejoras significativas en la calidad de vida.

La Economía Digital, también conocida como “Economía en Internet”, “Nueva Economía” o “Economía Web”, domina la sociedad contemporánea que ofrece nuevas oportunidades a los perfiles digitales.

Otro hecho digno a destacar, son las plataformas de economía colaborativa que crecen y ofrecen ventajas a sus usuarios gracias a la: transparencia, fiabilidad y a la facilidad de uso, a través de aplicaciones móviles.

La economía colaborativa surge gracias a la capacidad que tienen las tecnologías para organizar a los consumidores en su propio beneficio, además de que con ello se consigue un mejor aprovechamiento de los recursos y por tanto un ahorro o beneficio implicito para todas las partes.

El consumo colaborativo actual se organiza mediante plataformas, la mayoría online, que ponen en contacto a personas que ofrecen un producto, un servicio o un “trabajo” con aquellas que deseen utilizarlo, creando redes de suministradores y de usuarios.

Algunos ejemplos de las plataformas más comunes de consumo colaborativo:

La globalización de los mercados permite a las empresas operar a nivel local y global y, al trabajador trabajar en red, desde su casa, conciliar, con un horario flexible y ofrecer sus servicios profesionales a un empresario o emprendedor que decida contratarlo.

Se desconoce el futuro del trabajo pero, se cree que como afirma la periodista de El País  Rebeca Grynspan

Al menos un tercio de los empleos son susceptibles de ser automatizados en los próximos 25 años /…/ Gran parte de los nuevos empleos vendrán no solo de las “STEM” (siglas en inglés de Ciencia, Tecnología, Ingenierías y Matemáticas), sino también de los servicios: la salud, la educación, los cuidados, el entretenimiento y las industrias creativas. Trabajos insustituibles que darán un salto cualitativo hacia la economía digital y aumentarán su productividad para que los empleos sean mejores, no peores.

 

El cambio empezó con la primera revolución industrial

La primera revolución industrial

Cuando se inventa la máquina de vapor, con ésta surge la  primera revolución industrial.

Esta revolución industrial que se inicia en Inglaterra  generó una transformación económica, social y tecnológica acabando con siglos de trabajo artesano y manual. Se pasa de una economía agrícola y manual a una economía urbana, con estos cambios empiezan a proliferar las industrias.

El trabajador un elemento más de la producción

En este periodo, los trabajadores que ya eran libres, necesitaban un trabajo para sobrevivir y por ello, buscan empleo en las fábricas. Carlos Marx denuncia que los obreros han pasado a otra forma de explotación donde el trabajo se convierte en mercancía, en valor de cambio; el trabajador entrega su trabajo a cambio de un jornal, sin mayor motivación que la económica.

Los trabajos eran monótonos, poco cualificados y los puestos fijos, definidos, de acuerdo a un calendario de producción. Se trabajaba con carencias legislativas, con salarios bajos, con autoritarismo: el patrón y el supervisor daban órdenes que los operarios debían cumplirse con rapidez; el trabajador era un recurso para producir  más  y mejor. Se trabajaba bajo la creencia que la especialización y la productividad eran los desencadenantes del progreso.

La segunda revolución industrial

La revolución industrial fue avanzando con los inventos sucesivos, mejora de transporte, invención de la imprenta,automóvil, cine, radio, tv, etc.

La Segunda Revolución Industrial se desarrolló entre 1870 y mediados del siglo XX.La industrialización sigue imparable USA, EUROPA, ASIA, junto con los avances en los métodos financieros, progresos en la navegación, en la industria pesada.

Surgen los sindicatos,  organización que reúne a los trabajadores con el fin de defender sus intereses comunes ante los empleadores y los gobiernos, aparecida en el siglo XIX. Una de las reivindicaciones básicas de los trabajadores fue la jornada de ocho horas.

Investigadores como Taylor (Administración científica), Elton Mayo, Fayol (teoría de las relaciones humanas) M.Weber (teoría de la burocracia) Maslow (teoría de la motivación) entre otros, dignifican el trabajo y al trabajador, con sus estudios y teorías. Como consecuencia, surgen nuevos métodos de organización del trabajo y se da valor a la motivación del trabajador y al cuidado de las relaciones humanas.

La tercera revolución industrial

La tercera revolución se da terminada la segunda guerra mundial, ante la escasez de recursos. En este contexto, surge la tecnología y las telecomunicaciones caracterizadas por las investigaciones en microelectrónica y la apuesta por sectores de I+D. Se inicia el desarrollo de la electrónica con avances en computación  y en sistemas operativos.

La cuarta revolución industrial

Edad contemporánea (siglos XX-XXI)  Estamos asistiendo a la cuarta revolución industrial basada en la electrónica e informática para promover una producción automatizada.

El concepto trabajo y trabajador han evolucionado tanto que las organizaciones son planas, con apenas mandos, basadas en el trabajo en equipo; los horarios son flexibles, se ofrecen planes de formación y acogida personalizados,  la propuesta de valor al empleado pone el foco en la oportunidad que tienen los colaboradores  de desarrollarse como personas y profesionales en la empresa.

Fuente de imagen: Bussiness School

En esta cuarta revolución industrial, la economía tradicional convive con la economía digital, son otros los paradigmas, se tiende a la digitalización de bienes y servicios y a la importancia de la identidad digital.

Es la etapa de la revolución tecnológica con la consolidación de Internet y la proliferación de redes sociales, hitos que están generando una economía digital basada en las Tics y en el comercio electrónico.

Las tecnologías de la información ofrecen varias ventajas, permiten: la visibilidad de los negocios, competir globalmente, interactuar con clientes, proveedores, empleados, diseñar y participar en proyectos en línea para co-crear y mejorar la eficiencia de los procesos empresariales e incrementar la productividad, a fin de generar mejoras y ahorro en la producción de servicios.

Esta nueva economía  los robots inteligentes empiezan a invadir las fábricas y éstas optan por reducir su contrataciones. La robótica, el big data, Internet de las cosas, las apps,  están originando una segunda transformación empresarial que afecta a ciudadanos, profesionales, entidades y a todos los sectores económicos.

Hoy  la revolución es tecnológica, caminamos hacia la industria 4.0 y hacia ella avanzan muchos países como  Singapur, Finlandia, Alemania.La tecnología sigue cambiando nuestra forma de trabajar, producir  y relacionarnos y es utilizada para innovar.

Estamos en la era de la innovación y, en el ámbito empresarial,  las empresas prósperas seguirán siendo aquellas que innoven. Pero la innovación la realizan las personas  quienes deben ser consideradas como el eje del negocio.

Hoy el concepto acuñado por Drucker, el trabajador del conocimiento se hace realidad; los nuevos trabajadores son polivalentes, aprenden, se les pregunta, participan en la toma de decisiones, se atienden sus expectativas y se cuida el tiempo de permanencia en la empresa.

¿Lo ves así? ¿Crees que hoy, las políticas empresariales valoran a la persona?

Fuentes 

Historia del trabajo Universidad de Granada

El trabajo en la historia: derechos

Los cambios de la revolución industrial

Blog El profesor.com

Economía colaborativa

¿Te ha gustado?

  • Excellent
    0
  • Very Good
    0
  • Average
    0
  • Poor
    0
  • Terrible
    0

Quizás te interese...

La transformación de las organizaciones

Gestión del conocimiento

Segmentación de públicos internos

Comunicación interna en las universidades

¿Cómo medir la satisfacción laboral?

Suscríbete al blog por correo electrónico